Los vehículos y los hombres de Overland 12 afrontan y superan las dificultades de la última etapa en el insidioso desierto de Mauritania.
Gracias al excelente rendimiento de los vehículos IVECO junto con la experiencia del equipo, el Daily 4x4 ha sido liberado tras quedarse atrapado en la arena y, pasados 25 días de la salida, la expedición Overland 12 llega a Mali.

Este país es uno de los más pobres del mundo y tiene, por desgracia, dos records negativos: el analfabetismo y la mortalidad infantil.
En Tombuctú, el equipo ha podido aprovechar el día de parada programada para el mantenimiento de los vehículos para visitar esta antigua ciudad. Famosa por sus edificios construidos con barro y declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO, es uno de los lugares más fascinantes de todo el continente africano.
Al día siguiente, la caravana naranja atraviesa el gran río Níger. Dos gabarras, de aspecto abandonado, transportan los vehículos de una orilla a la otra. Se respira una gran preocupación en el ambiente cuando le toca el turno a los vehículos más pesados: los “Musoni” (hocicudos) y el Trakker.

Continuando por pistas destartaladas y arenosas, la expedición entra en la tierra de los Dogón, etnia residente en Mali conocida por sus bailes y por sus máscaras, y los vehículos de Overland 12 superan con éxito el difícil paso de la subida del Durogon en dirección hacia Mopti, el puerto comercial más importante de todo el país y definida la Venecia de Malí, al desarrollarse en tres islas del río Níger.
Desde Mopti, bajo un sol abrasador y tras haber atravesado con pericia el río Bani y la antiquísima ciudad de Djenne, la caravana de IVECO continúa su viaje hacia la capital de Mali, Bamako.

Web Part Error: A Web Part or Web Form Control on this Page cannot be displayed or imported. The type could not be found or it is not registered as safe. Correlation ID: 3e99359e-f94a-8089-73e1-a517a7a6eea3.